(Tiempo de lectura: 2 min)

El acuerdo alcanzado por la Unión Europea después de una intensa negociación de varias semanas, finalmente fue sellado este jueves. Luego de que fuera superada la negativa de los Países Bajos, los ministros de Finanzas acordaron este pacto que queda abierto a los demás países que no forman parte de la zona euro.

El debate se extendió por casi cinco horas, hasta que finalmente Holanda dijo sí a las propuestas que estaban sobre la mesa, las cuales fueron también suscritas por Francia, Italia y España, contando con el visto bueno del gobierno alemán.

Por su parte, el ministro de Finanzas de Francia, Bruno Le Maire, expresó también a través de la red social su satisfacción por el acuerdo del Eurogrupo:

“Excelente acuerdo entre los ministros de finanzas europeos sobre la respuesta económica al Coronavirus”. Y añadió “500.000 millones de euros disponibles de inmediato. Un fondo de estímulo por venir. Europa decide y hace frente a la gravedad de la crisis”.

Los Países Bajos finalmente cedieron

Desde el primer día, las negociaciones no habían avanzado debido a las estrictas exigencias de Holanda. Fundamentalmente en lo relativo a las condicionalidades económicas para el dinero que se movilice del fondo de rescates de la Unión Europea (MEDE) que posee unos 410 mil millones de euros para préstamos.

En otras palabras, que dicho fondo mantuviera el espíritu para el que fue creado: el rescate de los países europeos de la bancarrota, mediante una serie de medidas correctivas como privatizaciones, recortes del gasto y un paquete de reformas macroeconómicas.

Por el momento se habla de movilizar unos 240 mil millones de euros para apoyar los esfuerzos de los países afectados por la pandemia china.

Finalmente, el acuerdo de adoptar una respuesta económica conjunta del Eurogrupo fue alcanzado. La única condición fue que el dinero de los préstamos se utilice para mitigar los efectos del Covid-19, mientras dure la crisis. Inmediatamente, los ministros de economía de la zona euro rompieron en aplausos, según reveló el portavoz dela presidencia del Eurogrupo.

Distribución del dinero

Durante toda la noche del martes, los ministros de Finanzas estuvieron negociando sin llegar a ningún acuerdo. Las propuestas sometidas a discusión fueron: que se dispusiera de 200,000 millones de euros del Banco Europeo de Inversiones (BEI para cubrir avales de empresas. Otros 100.000 millones para financiar los ERTEs, 240.000 en créditos para los Estados a través del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) y la promesa de ejecutar un plan de recuperación.

El compromiso alcanzado por los países del Eurogrupo apoyados por Alemania, en la práctica marca un hito dentro de la UE. Representa una victoria para los países de Europa de Sur y una flexibilización por parte de Holanda, Francia y Alemania. Al no existir condicionalidades económicas han logrado una relajación de las reglas, tal vez por la gravedad de la crisis económica que se está gestando.

Los “coronabonos” no pasaron el examen

Sin embargo, el acuerdo no menciona la aprobación de los coronabonos apoyada por España e Italia, dos de los países más afectados por el virus. Pero rechazados por Holanda, Alemania, Finlandia y Austria.

Solo se habla de “explorar” en otros “instrumentos financieros innovadores”, para encontrar una respuesta común a esta crisis, cuyos efectos ya se pronostican como más severos que la pasada crisis financiera de los años 2008-2009.

No obstante, el presidente del Eurogrupo, Mário Centeno, dijo se hará llegar a los líderes de la UE una carta explicando en detalles la posición de algunos estados que está a favor del establecimiento de los coronabonos mientras que otros no están de acuerdo.

El Financial Times, dijo que en relación con el fondo de rescates (MEDE) el acuerdo establece que: “El único requisito para acceder a la línea de crédito será que los Estados miembros de la zona del euro que soliciten apoyo se comprometan a utilizar esta línea de crédito para respaldar la financiación nacional de los costes relacionados con la atención médica, la cura y la prevención directa e indirecta debido a COVID-19”.

Aunque, la condicionalidad será aplicada cuando la crisis haya sido superada.

EPF-organic

EXCLUSIVAEl País Financiero

Las lucrativas oportunidades de inversión post-COVID-19

El equipo de analista financieros de EL PAÍS FINANCIERO comparte las mejores oportunidades de inversión única y exclusivamente con sus suscriptores.

Únete completamente gratis a nuestra lista de suscriptores y descubre las irrepetibles oportunidades de inversión que esta crisis global ha dejado para los inversores más hábiles.


Tus datos personales serán tratados con absoluta confidencialidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here