(Tiempo de lectura: 4 min)

Los trabajadores de supermercados están siempre en la primera línea, visibles…y expuestos. Todos los días, reabastecen en los anaqueles huevos, papel higiénico y productos enlatados, entre otros. Son horas de dedicación que contrastan con el poco tiempo que duran estos productos en las estanterías. Los clientes se los llevan cada vez más rápidamente. El laborioso trabajo en los estantes es casi a diario en estos tiempos de pandemia.

Asimismo, desinfectan las manijas del congelador, los teclados de las registradoras, y los mostradores de pago. Tiene a cientos de personas moviéndose a su alrededor mientras trabajan, en ocasiones demasiado cerca para su comodidad. El coronavirus los asecha.

En medio de la pandemia de covid-19 los trabajadores de supermercados también trabajan durante horas detrás de barreras de plástico transparente. Estas son paredes instaladas en los mostradores de las cajas de pago. Es un intento por mantenerlos protegidos contra estornudos repentinos o tos que pueden impulsar gérmenes.

Desde Sudáfrica hasta Italia y los EE. UU., los trabajadores de supermercados están al frente de la situación en medio de cuarentenas y bloqueos en todo el mundo. Su trabajo es esencial para mantener el flujo de alimentos. Muchos de ellos tienen bajos salarios y temen enfermarse.

Otros se preocupan porque pueden contagiar a sus seres queridos más vulnerables. Todos han empezado a exigir a sus empleadores mejores protecciones en sus puestos de trabajo. Incluso demandan que se les rebaje la jornada laboral para permitirles descansar. En suma, el eslabón que conecta al supermercado con sus clientes está asustado y frustrado.

¡¡Trabajadores de supermercados del mundo, uníos!!

Zandile Mlotshwa, cajera en el supermercado Spar en el suburbio de Norwood en Johannesburgo declaró recientemente que todos tenían miedo. Independientemente de donde estuvieran, Sudáfrica u otra parte del mundo la preocupación era la misma.

Todos ellos están conscientes de que, para la mayoría de las personas, el coronavirus causa síntomas leves o moderados, como fiebre y tos, y la gran mayoría sobrevive. Sin embargo, para otros, especialmente los adultos mayores y las personas con problemas de salud existentes, puede ser más grave e incluso causar neumonía o la muerte. Y esto lo saben perfectamente todos los trabajadores de supermercados.

Jake Pinelli, trabajador de un ShopRite en Aberdeen, Nueva Jersey, dijo que los clientes no se mantenían a 2 metros de distancia de los demás. Por lo general tampoco usaban máscaras ni guantes. Todos los empleados del supermercado tienen equipo de protección. Sin embargo, los empleados más jóvenes a menudo se los dan a compañeros de trabajo mayores o a aquellos que saben que tienen problemas de salud.

“La mayoría de nosotros esta aterrorizada”, enfatizó Pinelli. Confesó que se quedaba porque quería ayudar. Remató Pinelli diciendo que era la única forma que veía para ayudar a su comunidad.

Comienzan a aparecer los beneficios

En los EE. UU., un grupo de estados, encabezados por Minnesota y Vermont, han otorgado a estos trabajadores de supermercados, una clasificación especial. Esta les permite dejar a sus hijos en guarderías pagadas por el estado mientras trabajan.

Por otro lado, los sindicatos en Texas, Colorado, Alaska y muchos otros estados están presionando a sus gobernadores. Les solicitan que eleven a los trabajadores de supermercados al estatus de primeros respondedores (First Responders). Esta denominación está reservada para todos aquellos trabajadores que se encargan de labores esenciales en medio de la pandemia.

Al respecto de esto, Sarah Cherin, jefa de personal de la Unión Internacional de Trabajadores Comerciales y de Alimentos de Seattle, que el gobierno es responsable de estos trabajadores. Este sindicato, que representa a unos 23,000 trabajadores de supermercados y 18,000 trabajadores de la salud, ha logrado que se concedan salarios más altos.

De manera general, los mayores empleadores en los Estados Unidos están respondiendo. Kroger, la cadena de supermercados más grande de USA, dijo que pagará a todos los empleados un “Bono de Héroe” de $ 2 por hora hasta el 18 de abril. Le siguen los aumentos de pago temporales de $ 2 de Walmart, Target y otros más.

El aumento de Walmart está destinado a empleados por hora en centros de distribución, pero también otorgaron bonos a los trabajadores de tiempo completo y medio tiempo. Asimismo, y al igual que la empresa Target, proporcionaron máscaras y guantes a sus trabajadores de atención al público y limitaron la cantidad de clientes en las tiendas. Asimismo, Walmart está tomando las temperaturas de sus casi 1.5 millones de empleados todos los días antes de comenzar labores.

Algunos trabajadores de supermercados se han enfermado.

Recientemente fue reportado que por la cadena de supermercados Shaw que uno de sus trabajadores había sido diagnosticado con covid-19. Esta cadena tiene tiendas en Massachusetts, New Hampshire y Vermont. Shaw hizo el recordatorio a su personal de que deben lavarse las manos regularmente y permanecer en casa si no se sienten bien.

Por otro lado, se conoció que en la tienda Organic Food Depot en Norfolk, Virginia, ya no se usa efectivo. Además de eso, los clientes no pueden traer bolsas reutilizables y prohibieron el ingreso de niños menores de 16 años. Jamie Gass, gerente de la tienda justificó las medidas diciendo que, si alguien se enfermaba en la tienda, los más probable es que tendría que cerrarla.

Gass, de 47 años, hizo saber que tenía una esposa que sufría de asma. Bajo estas condiciones no puedo arriesgarme porque ella pertenece al grupo de los más vulnerables. Sin embargo, confesó sentir orgullo de tener un trabajo que garantiza que las personas se alimenten a pesar de la crisis.

En Italia, donde las muertes por coronavirus son elevadas, los trabajadores de supermercados enfrentan la misma problemática. Por ejemplo, la tienda de comestibles Innocenzi en Roma, fundada hace más de 130 años, ahora permite solo dos clientes a la vez. Sus trabajadores usan mascarillas que fueron donadas por el consultorio de un dentista.

Diariamente los empleados las limpian con alcohol y las reutilizan. Pero eso no alivia sus temores al trabajar, Especialmente cuando los compradores no siguen las reglas, e irrespetan la regla del distanciamiento social.

EPF-organic

EXCLUSIVAEl País Financiero

Las lucrativas oportunidades de inversión post-COVID-19

El equipo de analista financieros de EL PAÍS FINANCIERO comparte las mejores oportunidades de inversión única y exclusivamente con sus suscriptores.

Únete completamente gratis a nuestra lista de suscriptores y descubre las irrepetibles oportunidades de inversión que esta crisis global ha dejado para los inversores más hábiles.


Tus datos personales serán tratados con absoluta confidencialidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here