(Tiempo de lectura: 2 min)

El principal fabricante de chips para terceros de China, SMIC, dijo este viernes  3 de septiembre que construirá una planta de más de 8.800 millones de dólares en Shanghai, desafiando al líder mundial Taiwan Semiconductor Manufacturing Co. (TSMC).

Todo esto, en medio de la imperiosa necesidad de toda la industria para expandir la capacidad de producción.

La planta será la mayor inversión de Semiconductor Manufacturing International Corp. en muchos años.

La idea es producir chips de gama baja y de generaciones anteriores, un producto que actualmente escasea. Se usan para todo, desde productos electrónicos de consumo hasta automóviles autónomos.

SMIC dijo en una presentación de la bolsa de valores que ha acordado con la Zona de Libre Comercio Piloto del Área Especial Lin-Gang de China (Shanghai) para formar una empresa conjunta para construir y operar la planta.

Se prevé que la capacidad alcance los 100 mil dispositivos al mes, con una inversión total de 8.850 millones de dólares.

La industria necesita chips

La planta fabricará chips utilizando tecnología de producción de 28 nanómetros o más, que es la más adecuada para sensores de imagen, dispositivos de Wi-Fi, circuitos integrados de controladores y microcontroladores, muchos de los cuales son extremadamente escasos. Los chips más avanzados del mercado se fabrican con tecnología de 5 nm para procesadores de iPhone y CPU de Mac.

TSMC, el mayor fabricante de chips por contrato (o para terceros) del mundo, anunció una inversión similar este año: 2.700 millones de dólares para expandir su capacidad de producción en la ciudad china de Nanjing. Allí fabricará chips para tecnología de 28 nm para aprovechar la creciente demanda.

Otros competidores del sector, como Globalfoundries y United Microelectronics, también están expandiendo agresivamente su capacidad de producción.

El capital registrado de la empresa conjunta de SMIC será de un total de 5.500 millones de dólares, según dijo la compañía en la presentación en la bolsa de valores. Además, tomará al menos una participación del 51 por ciento y asumirá la responsabilidad de sus operaciones y fabricación.

El gobierno de Shanghai tomará una participación del 25 por ciento y se buscarán inversores externos para el resto, según el documento.

No está claro hasta ahora cuándo está programado que la nueva instalación comience la producción.

La segunda inversión de SMIC de 2021

Antes, SMIC había anunciado este año que invertirá en un proyecto de chips de 2.300 millones de dólares con el gobierno de Shenzhen. Allí espera producir 40 mil tarjetas al mes en la ciudad del sur de China. Eso ocurrirá a partir de 2022.

En septiembre pasado, SMIC se sumó a la lista de entidades que el Departamento de Comercio de Estados Unidos ha determinado como prohibidas para que las empresas del país de Joe Biden les envíen exportaciones.

Uno de los directores ejecutivos de SMIC, Zhao Haijun, ha confirmado varias veces que la inclusión en las blacklist de Estados Unidos ha obstaculizado el desarrollo de tecnologías más avanzadas de la compañía, que dependen de proveedores estadounidenses de equipos, como Applied Materials y Lam Research.

Zhao dijo que su compañía está buscando soluciones alternativas mientras continúa comunicándose con el gobierno de Estados Unidos.

Las acciones de SMIC crecen en la bolsa

SMIC es el fabricante de chips por contrato con mayores posibilidades de China y, por lo tanto, tiene todo el respaldo de Beijing. El país de Xi Jinping quiere tener una industria de chips autosuficiente y dejar de depender de Taiwán y de los Estados Unidos.

En los últimos meses, la compañía se ha beneficiado de un aumento en los precios de los servicios de fabricación de chips a medida que los fabricantes de productos electrónicos y los fabricantes de automóviles luchan contra una escasez sin precedentes de semiconductores.

Acciones de SMIC. Fuente: Investing.

SMIC es un socio de producción clave para muchos desarrolladores de chips chinos, así como para el desarrollador de chips estadounidense Qualcomm.

La compañía reportó ganancias récord para la primera mitad de 2021, gracias a precios más altos y una demanda sólida.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here