(Tiempo de lectura: 4 min)

Los estragos que ha generado la pandemia en la economía de España han afectado de lleno en el mercado laboral del país y ha hecho disparar la tasa de paro. Pero, a pesar de que los datos del desempleo en España no son buenos, su impacto en relación con el hundimiento del PIB es inferior a la destrucción de empleo generada durante la crisis económica y financiera de 2008. Así, si bien el PIB de España cayó en 2020 un 11%, el desempleo solo cayó un 3,12%, según datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE). El porcentaje supone un incremento en más de 600.000 personas a las listas del paro del país, sin contar los trabajadores que todavía se encuentran acogidos por Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE).

En todo caso, los datos del INE muestran cómo el paro se situó con una tasa media del 16,13% en España. Un porcentaje que no se veía en el mercado laboral del país desde 2017. Y los datos de este 2021 tampoco son alentadores. En términos de paro registrado (que contempla solo aquellos parados que se registran en las oficinas del SEPE), en febrero el desempleo creció en más de 44.000 personas. La cifra supone el peor mes de febrero en relación con el desempleo desde 2013. De hecho, febrero siempre había sido un buen mes para la generación de empleo, tras los malos resultados que suele aportar el mes de enero por la finalización de la campaña de navidad.

Las cifras muestran que en España hay, hoy en día, más de cuatro millones de parados registrados. Una cifra que se elevaría hasta cerca de los cinco millones si se suman los más de 900.000 trabajadores acogidos por ERTE.

Huelva, Cádiz, Granada y Gran Canaria, las provincias de España con mayores tasas de paro

La tasa media de desempleo en España, situada en el 16,3% contrasta con provincias donde el paro es mucho más elevado. Según datos del INE, Huelva es la provincia de España con una mayor tasa de paro, que a finales del 2020 se situaba en el 27,16%. Los datos muestran que la provincia andaluza habría incrementado su tasa de paro cerca de ocho puntos en los últimos doce meses.

De hecho, la tasa de paro en Huelva no para de crecer desde el primer trimestre de 2020, con la llegada de la pandemia. El único dato positivo que muestra el INE en Huelva es un pequeño repunte en la tasa de actividad de la provincia, que a finales del 2020 se situaba en el 54,57%. La cifra es algo superior de la registrada en el segundo y tercer trimestre de 2020, cuando rondaba el 52%.

La segunda provincia donde se registra una tasa de paro más alta en España es Las Palmas de Gran Canaria. Las provincias insulares, con una actividad económica muy dependiente del turismo, han visto crecer su tasa de paro hasta máximos que no se veían desde 2014. Más concretamente, el INE cifra el paro en Las Palmas en el 25,88, mientras que a principios del 2020 el paro contaba con una tasa del 17%. En tan solo 12 meses el paro en Las Palmas habría incrementado casi ocho puntos, un porcentaje parecido al de Huelva.

El porcentaje de paro también es muy superior a la media española en Granada y Cádiz. La provincia gaditana cuenta con una tasa de paro del 24,91%. Sin embargo, su fuerte actividad del sector primario ha hecho que el incremento del desempleo en 2020 haya sido de menos de un punto. En Granada, la tasa de paro es del 24,84%.

Gipuzkoa, Lugo, Burgos, Segovia, Soria, Teruel y Álava, las únicas provincias de España con una tasa de paro inferior al 10%

Por el contrario, tan solo siete provincias de España cuentan con una tasa de paro inferior al 10%. Curiosamente, las menores tasas de paro se concentran en provincias pequeñas con baja densidad de población. Así, Gipuzkoa es la provincia española con menor tasa de desempleo, con un 7,02%. Los datos del INE muestran un repunte del paro en el tercer trimestre del 2020, pero una caída drástica en los últimos meses del año. De hecho, la tasa de paro de la provincia vasca a finales de 2020 es inferior a la registrada a finales de 2019 (7,53%).

Soria es la segunda provincia española con una menor tasa de paro, que se situaba en el 7,67% a finales de 2020. La cifra es muy parecida a la registrada el año pasado (7,23%). De hecho, los datos del INE muestran un leve incremento del paro en el segundo trimestre de 2020. Sin embargo, el empleo ha conseguido estabilizarse, sobre todo en el último trimestre del año. Otra provincia con baja tasa de desempleo es Segovia (8,21%). Y a diferencia del caso de Soria, el paro en esta provincia castellana ha disminuido en el último año.

Otras provincias con una tasa de paro inferior al 10% son Burgos, Lugo, Teruel y Álava. Todas ellas caracterizadas por una baja densidad de población y afectadas por el fenómeno conocido como la España vaciada.

Barcelona, Baleares y Madrid encabezan la tasa de actividad de España

Los bajos registros del paro registrados en las provincias más despobladas de España no concuerdan con su actividad económica. De hecho, según datos del INE, la actividad del país sigue encabezada por Barcelona y Madrid, seguida de las Islas Baleares, a pesar de su mayor porcentaje de empleo.

En todo caso, la tasa de actividad baja en prácticamente todas las provincias españolas. La Comunidad de Madrid es la provincia con mayor tasa de actividad, con un 63,3%. La gráfica del INE muestra un hundimiento de la actividad económica en el segundo trimestre del año, pero una recuperación en forma de “V”, que coloca a la comunidad madrileña con una tasa de actividad parecida a la registrada a finales de 2019.

El fenómeno es parecido en Barcelona. La provincia catalana hundió su actividad económica en el segundo trimestre del año, con una tasa que apenas superó el 58%. Sin embargo, seis meses después la tasa de actividad económica se enfilaba hasta el 61,35%. El porcentaje es similar a la tasa existente antes de la llegada de la Covid-19 (61,7%). Por último, la tasa de actividad de las Islas Baleares también es de las más altas de España (61,79%), aunque en este caso si se identifica una caída brusca respecto al año pasado. La tasa de actividad económica de la provincia insular registra sus máximos en los meses de verano y en el tercer trimestre de este año se situó en el 64,67%. Un porcentaje que se encuentra lejos del 67% registrado el año pasado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here