La empresa brasileña de distribución de combustible Petrobras pronosticó el miércoles una caída en las importaciones de combustible este año comparado con 2017, en parte debido a una política de precios más agresiva por parte de la estatal Petroleo Brasileiro.

Hablando en una conferencia telefónica para discutir los resultados trimestrales, el presidente ejecutivo Ivan de Sá también citó márgenes decrecientes para las compañías que usualmente importan combustible.

“La diferencia entre este año y el último es que las ganancias de las importaciones de combustible son mucho menores «, dijo de Sá, al mencionar una postura más conservadora de Petrobras, como se conoce a la petrolera estatal, para comercializar sus productos.

No dijo cuánto disminuirían las importaciones de combustible.

Petrobras Distribuidora, que pertenece mayoritariamente a Petrobras, superó el martes las estimaciones de beneficios del cuarto trimestre, ya que mantuvo sólidos márgenes de beneficio a pesar de la caída de su participación en el mercado.

Sus acciones abrieron un 4 por ciento más en la Bolsa de Valores de São Paulo, a 23,30 reales, después de los resultados y el anuncio de que pagaría 1.000 millones de reales ($306,5 millones de dólares) en dividendos.

En su primer informe de resultados desde una oferta pública inicial en diciembre, la compañía obtuvo unos ingresos netos de 531 millones de reales, muy por encima de una estimación consensuada elaborada por los especialistas.

Petrobras obtuvo más de 5.000 millones de reales a finales del año pasado, cuando cotizó el 30 por ciento de la unidad ($1 = 3.2628 reales).

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here