(Tiempo de lectura: 2 min)

“Si nada se tuerce” Euskadi podría levantar la cuarentena el viernes de esta semana. Así lo ha asegurado Iñigo Urkullo, el presidente del gobierno vasco en una rueda de prensa este martes 16 de junio.

Tras una reunión del Consejo de Gobierno, Urkullu ha explicado que la previsión es que el levantamiento del estado de alarma entre en vigor a las cero horas del viernes. Tomando las medidas sanitarias, como el distanciamiento físico y el uso de mascarillas, País Vasco podría entrar a la nueva normalidad esta semana, aunque “nada va a ser igual todavía”, según el Ejecutivo regional.

“Necesitamos seguir usando la mascarilla y tienen que ser muchas miles más las que comiencen a utilizarla de manera ordinaria”, ha esclarecido.

Urkullu y el presidente de Cantabria, Miguel Angel Revilla, mantuvieron una conversación telefónica el lunes y acordaron su decisión de abrir la libre circulación entre los dos territorios este viernes, dos días antes que el resto del país.

Navarra y La Rioja mantienen que no levantarán la fase 3 hasta el 21 de junio y por tanto el estado de alarma, de ahí que no se pueda adelantar la movilidad con estas regiones limítrofes hasta que no estén en la misma situación que el País Vasco.

Los planes de Urkullo dependerán del informe extraordinario que elabore el Departamento de Salud el próximo jueves, que está elaborando para establecer si se puede levantar la fase 3 es esta comunidad autónoma. De ser así, el Consejo de Gobierno, tras analizar los datos, levantará el estado de alarma.

El lehendakari ha adelantado que ayer ya compartió la situación con la consejera de Salud y que los datos muestran que la “evolución epidemiológica es satisfactoria” a pesar de los rebrotes de los últimos días. También ha reconocido que el Ministerio de Sanidad valora la evolución de Euskadi.

 

Las medidas de la nueva normalidad

Si en el Consejo de Gobierno extraordinario aprueba el estado de alarma se publicará, el mismo jueves, un decreto regulando todos los detalles de la nueva situación y las medidas que “durante un tiempo” se van a mantener y en la que ya están trabajando todos los departamentos vascos.

“Hay miles” de vascos con segunda residencia en Cantabria, por lo cual Urkullu ha sido insistente en la importancia de garantizar la movilidad entre las dos comunidades, en especial acercándose el verano y con él, la temporada de bañistas.

Ha asegurado que es “interesante” que se pueda dar una señal de “normalización” y facilitar el “disfrute” con una comunidad con la que la relación durante los fines de semana es mucho “más intensa” que con otras.

El lehendakari también ha indicado que la consejería de Seguridad está trabajando en un operativo de fin de semana para regular el tráfico entre ambas comunidades.

Al preguntársele en la rueda de prensa si contempla preocupación con la llegada en próximas semanas de una “avalancha” de personas provenientes de Madrid, donde las cifras del COVID-19 han sido superiores, Urkullu ha asegurado que es importante que toda la ciudadanía cumpla con las medidas preventivas, ya que el coronavirus “no tiene fronteras”

De levantarse la alarma este viernes, el País Vasco sería la segunda comunidad autonómica en salir de la desescalada, seguido de Galicia que ha iniciado este lunes la denominada nueva normalidad.

EPF-organic

EXCLUSIVAEl País Financiero

Las lucrativas oportunidades de inversión post-COVID-19

El equipo de analista financieros de EL PAÍS FINANCIERO comparte las mejores oportunidades de inversión única y exclusivamente con sus suscriptores.

Únete completamente gratis a nuestra lista de suscriptores y descubre las irrepetibles oportunidades de inversión que esta crisis global ha dejado para los inversores más hábiles.


Tus datos personales serán tratados con absoluta confidencialidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here