(Tiempo de lectura: 2 min)

Desde el inicio, la llegada a la Casa Blanca de Barack Obama supuso un cambio en la política exterior estadounidense. El demócrata buscó siempre alejarse de la beligerancia que mostró su predecesor, George W. Bush, tras las intervenciones militares estadounidenses en Afganistán e Irak.

No obstante, seis años luego de ganar sus primeras elecciones, las circunstancias parecen haber obligado a Obama a abandonar el relajamiento de su política exterior. De esta manera lo manifestó David García, profesor de Relaciones Internacionales en la Universidad Complutense de Madrid. En su carácter de especialista en Estados Unidos, dio sus declaraciones en un acto organizado a finales de octubre por la asociación Ideas y Debate.

García aseguró que esta etapa de Obama ha sido muy similar a la que inició el presidente Nixon de distensión durante los años 60 y 70. Indicó García Cantalapiedra que, en su opinión, la etapa ya finalizó. Sus declaraciones las dio en el panel “España y la Europa de la Defensa frente a los EEUU del “leader from behind”. El panel formó parte de la jornada “España y la política de Seguridad y Defensa de EEUU y la UE”.

Obama y su relación con el mundo

García Cantalapiedra fue categórico al afirmar que esas ideas que habían llegada con Obama y que en Europa tan entusiastamente fueron abrazadas, ya terminaron. Y no terminaron porque no seamos capaces de llevarlo a cabo, sino por la dinámica del sector internacional, agregó García.

Según el profesor, Estados Unidos modificó su política exterior mediante la retirada por parte de Obama de las tropas de Irak. Se inició así una nueva política en Oriente Medio. La retirada fue acompañada por un despliegue diplomático y político casi sin precedentes en cualquier administración estadounidense.

No obstante, David García Cantalapiedra explicó que, según su punto de vista, han ocurrido muchas cosas que han hecho abandonar esta política de distensión. Por un lado Rusia está abandonando la idea del desarme y se está rearmando de nuevo. En la actualidad están construyendo nuevas armas y nuevos submarinos estratégicos.

Por el otro, los chinos están aumentado su presupuesto en Defensa. Se estima que alcanzarán al de EE.UU., probablemente en 2025 o incluso un poco antes. Asimismo, los problemas en Oriente Medio también aportaron elemento para el cambio de política. En suma, la dinámica internacional ha obligado a Obama a endurecerse, agregó.

El profesor García Cantalapiedra explicó, ante estas amenazas y pensando en el largo plazo, que “la relación transatlántica es imprescindible”. Hoy en día probablemente lo es incluso más que durante algunas etapas de la Guerra Fría. Las relaciones entre Estados Unidos y Europa, específicamente las de Estados Unidos y España, son indispensables en estos momentos, finalizó.

EPF-organic

EXCLUSIVAEl País Financiero

Las lucrativas oportunidades de inversión post-COVID-19

El equipo de analista financieros de EL PAÍS FINANCIERO comparte las mejores oportunidades de inversión única y exclusivamente con sus suscriptores.

Únete completamente gratis a nuestra lista de suscriptores y descubre las irrepetibles oportunidades de inversión que esta crisis global ha dejado para los inversores más hábiles.


Tus datos personales serán tratados con absoluta confidencialidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here