(Tiempo de lectura: 3 min)

Las compañías del Reino Unido están mejorando el equilibrio de género en sus posiciones directivas, aunque no están logrando lo mismo en diversidad racial.

Así lo indica un informe de Heidrick & Struggles que dice que los nuevos directores de salas de juntas del FTSE 350 ahora están integrados por mujeres en más del 50 por ciento de sus puestos.

Esto se logró gracias a que las empresas fueron presionadas el año pasado con el fin de establecer un equilibrio de género de su alta dirección, algo que no se había visto hasta entonces.

Hasta 2019, aproximadamente los dos tercios de los cargos estaban ocupados tanto por ejecutivos jubilados como por personas que ya poseían una experiencia anterior en mesas directivas, dando lugar a una proporción altísima en Europa.

Todo esto provocó dudas en relación al compromiso del sector empresarial con la diversidad dentro de sus salas de alta gerencia.

Además, casi la totalidad de los puestos se vieron completados por personas blancas y todo el resto, por personas asiáticas. Llevando así a un muy bajo porcentaje de cargos asumidos por personas negras, en especial, en lo que se refiere a nuevos directores.

Heidrick & Struggles

La investigación de la firma internacional de búsqueda de ejecutivos, Heidrick & Struggles, indicó que se estaba logrando un enorme avance en relación a la diversidad de género en el interior de las juntas directivas británicas, aunque todavía no sucede lo mismo en torno a la inclusión racial y étnica, por lo que se deben tomar medidas al respecto.

El estudio agrega también que este porcentaje tan alto de jubilados ocupando cargos directivos se debe a la existencia de una dependencia hacia las fuentes tradicionales de ejecutivos de juntas, en vez de establecer redes más amplias y con mayor diversidad.

Heidrick & Struggles reveló que de la totalidad de los puestos de la junta en el año 2020, más del 50 por ciento de los cargos ejecutivos eran directores ejecutivos o directores financieros de alguna empresa.

Además se descubrió que la situación difiere en el Reino Unido en relación con los demás países de Europa, donde están en la búsqueda de directorios con ejecutivos activos por su alto conocimiento de la coyuntura actual, en vez de jubilados.

Más mujeres

Por segunda vez el Reino Unido cuenta con mayoría de mujeres por sobre hombres en los puestos ejecutivos dentro de las juntas, ocupando así casi un 52 por ciento las mujeres, algo que está por encima del promedio de la Unión Europea, que es un poco más del 47 por ciento.

La investigación llevada a cabo por Hampton Alexander, que fue apoyada por el gobierno británico, finalizó a principios de este año. La realización del estudio, de algún modo, forzó a que las juntas nombren más mujeres en los cargos ejecutivos. 

En diciembre del 2020, más de un tercio de los cargos directivos en las empresas FTSE 100 y FTSE 250 les fueron otorgados a mujeres, logrando así parcialmente el objetivo propuesto.

De igual manera, la empresa estadounidense con base en Chicago dijo que gran parte de los nuevos cargos fueron dados para roles no específicamente directivos, lo que llevó a que haya muchísimas menos mujeres ejecutivas.

Uno de los socios y directores de la junta directiva de UK en Heidrick & Struggles, Kit Bingham, explicó que el lugar al que se debe prestar más atención y tomar medidas es en la suite ejecutiva.

Además dijo que la investigación realizada demostró que las juntas a veces estaban siendo forzadas contradictoriamente porque debían también contratar directores con más experiencia, al mismo tiempo que se estaba garantizando más diversidad con candidatos que no son miembros del sector.

Las mujeres sufren una brecha salarial del 15,8% en puestos directivos, mientras que en 2008 era del 11,9%.

Juntas virtuales

Como las reuniones de junta directiva en la mayoría de las firmas ahora se llevan a cabo a través de encuentros virtuales, esto ha permitido el acceso a personas que se encuentren fuera del Reino Unido, abriendo el juego a más diversidad.

Heidrick & Struggles indicó en su estudio que la proyección es que las juntas designen, en los años siguientes, más ejecutivos que no sean europeos o no estén asentados en Europa.

En otra investigación publicada la semana anterior, una de las firmas de consultoría de las llamadas “4 grandes”, PwC, indicó que se redujo en gran parte la brecha salarial de género en UK.

De esta forma, según las compañías que informaron sus datos, se pasó de un promedio de casi el 15 por ciento en los años 2017 y 2018 a casi un 12 por ciento en 2020 y 2021.

De igual manera, casi la totalidad de las empresas se han retrasado en presentar sus informes, en contexto de la pandemia y la prórroga que les otorgó el gobierno británico.

Nueva ley para los medios

Un dato interesante respecto de la equidad de género es la ley que se aprobó este viernes en la Argentina. La norma promueve la paridad de género con perspectivas de diversidad sexual en los medios de comunicación audiovisual de ese país.

La norma busca que todos los medios públicos organicen sus plantillas de personal de tal forma que haya 50/50 porcentaje de varones y de mujeres, con un lugar de más del 1 por ciento para colectivos LGBT+. 

En la actualidad, los varones son amplia mayoría, con el 70 por ciento de los puestos de las redacciones de los medios argentinos.

La ley es de cumplimiento obligatorio para los medios públicos. En el caso de los medios de gestión privada, la idea es presionarlos con el otorgamiento de pauta oficial de publicidad.

Para esto, se creará un registro público para prestadores de medios audiovisuales de gestión privada y los que cumplan con esta equidad, tendrán prioridad a la hora de recibir aportes estatales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here