(Tiempo de lectura: 4 min)

La remuneración media de los migrantes del Estado español es cerca de un 30% menor a la media del país. Así lo asegura el informe The migran pay gap:  Understandig wage differences between migrants and nationalspublicado por la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Según el informe, los sueldos de las personas migrantes en España es un 28,3% inferior a la media de los ciudadanos naciodos en España. El informe de la OIT señala que en la media mundial, los sueldos de los migrantes es un 13% menor a los que perciben los ciudadanos nacidos en el país de acogida.

Así, el informe de la OIT identifica una brecha salarial entre migrantes estructural en prácticamente todo el mundo.  Y España es uno de los países del mundo donde esta brecha salarial es mayor. Más concretamente, la OIC sitúa a España en el puesto número 7 de los países del mundo con mayor desigualdad entre los sueldos de los migrantes y el resto del a población. La mayor brecha salarial, según el informe, se encuentra en Chipre, con una desigualdad del 42,1%. Otros países como Eslovenia (33,3%), Costa Rica (30,1%), Italia (29,6%) y Jordania (29,5%) registran brechas salariales superiores a las de España. También es el caso de Portugal, que con una brecha del 28,9%, registra un porcentaje prácticamente calcado que su vecino.

Sin embargo, la brecha de salario entre migrantes en España es una de las más altas de Europa, solo superada por Italia y España. Además, se encuentra a años luz de la media de la Unión Europea, que se ubica en el 9%.  La única buena noticia para España es su tendencia a la baja en la brecha salarial, que en los últimos años ha bajado del 29,9% al 28,3%.

Las personas migrantes cobran menos, a pesar de tener el mismo nivel de estudios

Por otro lado, el informe también identifica una brecha salarial estructural, independientemente del grado de formación de las personas. Así, según la OIT los migrantes cobran menos que lo que cobran las personas de los países de acogida aunque posean la misma calificación. Además, la OIT identifica una barrera en el acceso a profesiones cualificadas para las personas migrantes. A corte de ejemplo, en Estados Unidos el 78% de los trabajadores migrantes cuentan con educación secundaria. Sin embargo, solo el 35% cuenta con una ocupación laboral de media o alta calificación. La misma tendencia sucede en otros países como Finlandia. En este caso, el 98% de los migrantes cuentan con formación secundaria, pero solo el 50% han podido acceder a una profesión cualificada.

“Los trabajadores migrantes deben hacer frente con frecuencia a una desigualdad de condiciones en el mercado laboral, en particular en materia de salarios, acceso al empleo y formación, condiciones de trabajo, seguridad social y derechos sindicales. Desempeñan una función primordial en muchas economías. No pueden considerarse ciudadanos de segunda clase”, afirma la Directora del Servicio de Migraciones Laborales de la OIT, Michelle Leighton. Según el informe, la desigualdad en sueldos entre las personas migrantes y la ciudadanía nacida en el país de acogida sucede también en los países ricos. Es más, el informe alerta que en los países ricos los migrantes son más susceptibles de tener un salario precario.

Además, el informe detecta una sobrerrepresentación de migrantes en el sector primario, especialmente en la agricultura, la pesca y la silvicultura. También se constata una mayor presencia de migrantes en trabajos del sector secundario, especialmente en la minería y la extracción de minerales, la producción y subministro de gas y agua y la construcción. En cambio, se detecta una infrarrepresentación en trabajos del sector servicios.

Las mujeres migradas sufren una doble brecha salarial

A la brecha de salario de las personas migrantes detectada por el informe cabe añadirle la brecha de género, en el caso de las mujeres trabajadoras.  El informe es contundente a la hora de asegurar una “doble penalización salarial” por el hecho de ser mujer y migrantes. En términos globales, se calcula que la brecha general mundial entre mujeres migrantes y ciudadanos masculinos del país de acogida se dispara hasta el 21%. Un porcentaje que el informe lamenta que es superior a la media de la brecha de género estándar de la mayoría de países, que se sitúa en el 16%.

Esta doble penalización salarial para las mujeres trabajadoras migradas se traduce también en trabajos precarios. El informe de la OIT calcula que el peso de los trabajos domésticos por parte de las mujeres migrantes es muy superior a la media.

Los trabajadores migrantes, más perjudicados por los efectos de la pandemia

Los datos difundidos por la OIT responden a tendencias mundiales que se han convertido en estructurales en las últimas décadas. Sin embargo, la propia organización alerta de un agravamiento de la brecha por los estragos de la Covid-19 en prácticamente todo el mundo. Así, el informe asegura que la pandemia ha repercutido en mayor medida en los trabajadores migrantes que en el resto de población activa. Además, el informe también recuerda que los estragos de la pandemia obligaron a decenas de millones de trabajadores migrantes a volver a su país de origen.

Además, el informe lamenta que los trabajos efectuados por las personas migradas son más incompatibles con las reglas de distanciamiento social que requiere la pandemia. “El trabajo que realizan es menos propicio para efectuarse a distancia que el de los trabajadores no migrantes, y en muchos casos, se trata de trabajadores de primera línea que están más expuestos al virus”, alerta la nota del informe.

Así, a pesar de que la OIT se muestra comedida para calcular el alcance global de la pandemia en el mercado laboral del mundo, el informe asegura que la Covid-19 está haciendo incrementar la desigualdad de género entre migrantes. Además, el informe alerta que muchos de los motivos que justifican la diferencia de salario para los migrantes no tienen una explicación sencilla. “La brecha se genera por múltiples y complejos motivos que son diferentes en cada país y varían en relación de la localidad”, concluye el informe.

EPF-organic

EXCLUSIVAEl País Financiero

Las lucrativas oportunidades de inversión post-COVID-19

El equipo de analista financieros de EL PAÍS FINANCIERO comparte las mejores oportunidades de inversión única y exclusivamente con sus suscriptores.

Únete completamente gratis a nuestra lista de suscriptores y descubre las irrepetibles oportunidades de inversión que esta crisis global ha dejado para los inversores más hábiles.


Tus datos personales serán tratados con absoluta confidencialidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here