Mercados Internacional La venta de cerveza cae casi un 10% en Europa durante 2020

La venta de cerveza cae casi un 10% en Europa durante 2020

El sector de la producción de cerveza y vino de Europa sufre en 2020 una de sus peores caídas económicas de la historia reciente de la Unión Europea

0
(Tiempo de lectura: 3 min)

En 2020, la venta de cerveza en Europa cayó casi un 10% respecto a los datos de 2019. Así lo asegura el informe “Beer Covidien Impact Report” publicado por The Brewers of Europe.

El informe muestra el impacto que ha tenido la pandemia en la industria cervecera; el descenso en ventas que ha sufrido la hostelería en este sector, los ingresos fiscales que genera y el impacto en los puestos de trabajo. En concreto, se estima que en 2020 se perdieron 860.000 puestos de trabajo generados en la cadena de valor de la cerveza de Europa. Una caída del 33% pasando de 2,6 millones de personas en época previa a laCovid-19 a 1,8 millones durante el 2020.

El informe apunta que la causa del descenso fueron las medidas restrictivas adoptadas por los gobiernos para prevenir la Covid-19, que hicieron caer las ventas de cerveza en el comercio al por menor un 42% respecto al 2019. De este modo, se pasó de 126 millones de hectolitros a 73 millones de hectolitros vendidos. Aunque el consumo de cerveza en Europa fuera de la hostelería ha registrado un aumento del 8%, lo que representa una ganancia de 20 millones de hectolitros respecto al 2019, no ha sido suficiente para compensar las pérdidas del sector del comercio al por menor.

The Brewers of Europe afirma que una “recuperación completa” puede garantizar el retorno de más de 800.000 puestos de trabajo en la hostelería cervecera. Además, el informe subraya que, si la hostelería cervecera puede volver a los niveles de actividad prepandémica, los gobiernos podrían recibir aproximadamente 11.000 millones de euros en ingresos fiscales extras. Además, indica que un retorno a niveles precovid en la cadena de valor de la cerveza también aportaría un valor añadido de 13.000 millones de euros a la economía europea.

La facturación del sector del vino cayó un 14,2% en 2020

Pero no solo los productores de cerveza han sufrido los estragos económicos de la Covid-19, sino que también se ha notado en el sector del vino español. Según datos d Statista, el sector del vino perdió un 14,2% de las ventas en todo el mundo durante el 2020. De hecho, según un informe de EAE, solo algún mercado como el de Reino Unido ha incrementado la demanda. Entre categorías, el vino de Jerez es de los pocos que ha conseguido aumentar sus ventas durante el 2020. Por el contrario, los vinos espumosos y los fortificados han sido los más afectados por la crisis, con caídas de hasta el 14%.

El informe de EAE vincula la caída drástica en la venta de los vinos espumosos a su gran vinculación con las celebraciones, que se han esfumado con la pandemia.

Y en el caso de España, el sector del vino ha sufrido todavía más que otras industrias. Sin datos oficiales, las estimaciones de Statista, calculan que el sector del vino ha perdido hasta un 25% de la facturación en 2020. En concreto, los que más han sufrido los estragos de la pandemia son los vinos con denominación de origen, que han visto cómo su facturación se hundía un 30%.

Como en el caso de la cerveza de Europa, durante el 2020 se ha incrementado el consumo en tiendas, pero ha bajado el de la restauración, lo que implica una disminución sin precedentes del consumo de vino en España. Un consumo que se encuentra estancado desde 2008, si bien sí se vislumbra una mayor apuesta por vinos de más valor económico.

El sector vitícola de Europa pide más ayudas a la Comisión Europea para sobrevivir a la pandemia

La caída de las ventas del vino en toda Europa ha llevado al sector vitícola europeo a reclamar ayudas públicas para sobrevivir a la pandemia. En este sentido, una docena de organizaciones vitivinícolas de España, Francia e Italia firmaron un manifiesto hace unas semanas en las que pedían ayudas públicas específicas a la Unión Europea.

El manifiesto justificaba la necesidad de apoyar al sector vitícola de Europa por los estragos de la pandemia en la facturación de la industria del vino. Sin embargo, el manifiesto también justificaba la petición por “las tensiones comerciales, sobre todo entre la UE y EE.UU.” y la dificultad de comercializar el producto europeo. “La Unión Europea y los Estados miembros deben estar a la altura de los retos planteados y movilizar fondos extraordinarios para ayudar al sector”, sostenía el comunicado.

Pero las reclamaciones del sector no han despertado ninguna medida concreta comunitaria. De hecho, la Comisión Europea no se muestra a favor de conceder nuevas ayudas al sector vitícola este 2021. El ejecutivo comunitario considera que la apertura de bares y restaurantes durante la segunda mitad del año debe ser suficiente para recuperar la actividad económica previa a la Covid-19. Algunos Estados miembro, entre ellos España, reclamaron en varias ocasiones nuevas ayudas comunitarias al comisario de Agricultura, Janusz Wojciechowski. Sin embargo, en la última reunión mantenida el viernes pasado entre los Estados miembro y el comisario, Wojciechowski aseguró que “cualquier apoyo significativo sólo podría venir de la reserva de crisis y esto requeriría recortar los pagos directos de todos los productores”.

16 estados miembro reclaman ayudas directas al sector

La negativa de la Comisión Europea a movilizar fondos concretos para el sector vitícola cuenta con el rechazo de ya 16 estados de la Unión Europea. Por el momento, la Comisión Europea se compromete a vigilar de cerca la evolución del sector e insta a los Estados a utilizar los fondos ya aprobados en el marco de la Política Agraria Comunitaria (PAC). La PAC ha movilizado ayudas de hasta 300 millones de euros desde el estallido de la crisis. Unas medidas que el sector sigue considerando insuficientes para recuperar su facturación previa a la Covid-19.

 

No hay comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Salir de la versión móvil