(Tiempo de lectura: 4 min)

Como era de esperarse, el Producto Interior Bruto (PIB) español se hundió un 11% el año pasado. Así lo muestran las cifras publicadas por el Instituto Nacional de Estadística (INE) este viernes.

El impacto económico de la pandemia se vio reflejado en la actividad económica de España y en la de las otras economías europeas.

Las estimaciones del gobierno español de una disminución de -11,2% de la actividad, coincidieron bastante con este resultado. Sin embargo, hubo una notable mejora con respecto a las previsiones presentadas anteriormente por el Fondo Monetario Internacional.

El organismo de crédito multilateral había estimado una caída del 12,8% de España. Su alta dependencia del turismo y la restauración la hicieron más vulnerable a los efectos de la pandemia. Tal como ocurrió con otros países como Italia, Francia y Alemania, cuyas economías también se resintieron.

El mayor daño a la cuarta economía de la zona euro, fue causado por el confinamiento ordenado por el gobierno en el segundo trimestre de 2020. El cierre pandémico incluyó dos semanas de marzo durante las cuales se paralizaron totalmente todas las actividades no esenciales.

Segunda oleada frenó el rebote

Los intentos por frenar la rápida y letal propagación de la primera ola del coronavirus asestaron un golpe muy fuerte a la actividad.

Luego, parte de la actividad se recuperó tras el desconfinamiento por sectores con limitaciones. Pero nuevos brotes en algunas zonas obligaron a las autoridades sanitarias a imponer más restricciones. El resultado fue una ralentización severa del incipiente crecimiento.

Durante el último trimestre el año se registró un escaso crecimiento intertrimestral que apenas llegó a 0,4%. El virus de origen chino resurgió con agresividad y provocó un nuevo toque de queda en la mayor parte del país. De tal suerte que numerosos negocios y amplios sectores económicos tuvieron que limitar sus actividades.

Antes de la pandemia, España venía expandiéndose de forma acelerada durante seis años consecutivos. La fuerte expansión que experimentó después de la crisis financiera de 2008, puso al país entre las economías con mayor crecimiento de Europa, superando la media de la zona euro.

El mercado laboral español fue el que recibió el mayor impacto por el covid-19. Las estadísticas dadas a conocer por el INE el jueves indican que España cerró 2020 con un poco más de 500 mil desempleados adicionales. La tasa de paro alcanzó un 16,1%.

De hecho, España e Italia fueron los países más golpeados por la crisis del coronavirus de toda Europa. 57,000 personas han fallecido durante la pandemia y otros 2,6 millones han resultado positivos al virus desde que inició este desastre de proporciones globales.

El informe de competitividad del Foro Económico Mundial ya había previsto que España era el país menos preparado para la recuperación post-covid.

Al resto de las economías europeas no les fue mejor

Además de España e Italia, las otras dos economías europeas castigadas por la crisis pandémica fueron Francia (-8,3%) y Alemania (-5%). La economía francesa vivió su peor recesión en los últimos 70 años.

Mientras que Alemania, la economía más grande de Europa, apenas registró una leve mejoría en el último trimestre del año al crecer 0,1 %. Las cifras oficiales reveladas el viernes evidencian los daños que las restricciones dejaron en el país.

Aunque en el tercer trimestre se produjo un gigantesco rebote de 8,5%, nuevamente la economía “se vio frenada por las restricciones impuestas ante la segunda ola del virus a finales de año”, explicó la oficina de estadísticas Destatis.

En comparación con el desempeño económico durante el cuarto trimestre de 2019, la actividad retrocedió 3,9 %. En suma, la economía alemana en 2020 cayó 5%, cumpliéndose las previsiones de principios de mes.

Retroceso de la economía alemana en 2021

Para 2021 aunque mejores, las perspectivas siguen siendo inciertas puesto que los efectos de la pandemia persisten, indican los analistas. El economista en jefe de Capital Economics, Andrew Kenningham acotó que “la resiliencia exhibida en el cuarto trimestre no va a durar”.

Las previsiones para Alemania es que este año la economía retroceda otro 3% en el primer trimestre, anunció el instituto DIW. Aunque se mantiene la esperanza de que una campaña de vacunación masiva ayude a minimizar el impacto del covid-19 y la economía se recupere en el siguientes tres trimestres del año.

La economista en jefe de KFW bank, Fritzi Kohler-Geib, afirma que se puede “ver un claro rebote” en el segundo semestre de 2021 si hay suficiente gente vacunada.

El crecimiento económico para este año fue recortado por el gobierno alemán empezando la semana. De una estimación anterior de 4,4% recortó sus previsiones a 3 %, justamente por la recurrencia de la crisis sanitaria.

La economía de Francia se hundió

El coronavirus causó estragos en Francia y generó la peor recesión que el país haya vivido desde la Segunda Guerra Mundial. A pesar de que los pronósticos de caída fueron menores a los que se preveían.

El brutal desplome de 8,3 % del PIB dejó la economía descompuesta, según los datos aportados por el Instituto Nacional de Estadística (Insee). Si bien en 2019 la economía francesa tuvo un modesto crecimiento de 1,5 %, el año pasado fue desastroso.

Según los cálculos del Insee y el Banco de Francia la caída del PIB en 2020 sería de 9 %. Mientras que el gobierno era más pesimista y esperaba un latigazo de -11 %.

Los resultados fueron menos catastróficos de lo esperado y la economía francesa pudo resistir mejor un segundo encierro desde octubre. La actividad solo disminuyó un 1,3% en lugar del -4% previsto por el Banco de Francia.

Un sorprendente cuarto trimestre

Hubo sorpresas entre los analistas por este resultado del cuarto trimestre del año. El confinamiento de seis semanas, más los tres toques de queda decretados no provocaron una debacle mayor, dijo la economista de Euler Hermes, Selin Ozyurt.

Explicó la experta que la inversión privada, sumada a la inversión pública en el sector de la construcción, ayudaron a amortiguar la caída. Incluso, la reapertura de las escuelas permitió que los padres pudieran seguir trabajando durante el confinamiento.

Según el Insee, en el segundo confinamiento del año pasado, durante los meses de marzo, abril y mayo, el cese de actividades fue más moderado que durante el primero.

Debido al primer encierro obligatorio, la economía cayó en el 5,9 % durante el primer trimestre. En el segundo trimestre el retroceso aumentó a 13,7 %. En el tercer trimestre, la actividad se vio estimulada por la reapertura y la economía rebotó un 18,5 %, pero luego vinieron de nuevo las restricciones.

¿Qué pasará en 2021?

Hay temores por lo que pueda suceder este año. Al inicio de la pandemia y luego con la aprobación de las vacunas se creía que este año sería solo de crecimiento. Pero la realidad está mostrando otra cara.

La aparición de nuevas variantes del covid-19, la insuficiente producción de vacunas y por lo tanto los retrasos en los planes de vacunación masiva en los países desarrollados, vaticinan que la recuperación será bastante más lenta de lo esperado.

Es probable que los gobiernos tengan que endurecer nuevamente las restricciones, ya que las nuevas variantes del virus son más contagiosas.

Un asunto muy importante para los trabajadores será si pueden enviar o no a sus hijos a la escuela durante el primer trimestre. Una nueva caída del PIB en el primer trimestre marcará el resto del año. Con suerte en la segunda mitad del año podría observarse signos más alentadores de recuperación. Si las vacunas logran dominar logran dominar al coronavirus, claro está.

EPF-organic

EXCLUSIVAEl País Financiero

Las lucrativas oportunidades de inversión post-COVID-19

El equipo de analista financieros de EL PAÍS FINANCIERO comparte las mejores oportunidades de inversión única y exclusivamente con sus suscriptores.

Únete completamente gratis a nuestra lista de suscriptores y descubre las irrepetibles oportunidades de inversión que esta crisis global ha dejado para los inversores más hábiles.


Tus datos personales serán tratados con absoluta confidencialidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here