(Tiempo de lectura: 3 min)

La industria automotriz está convulsionada con nuevas noticias sobre fusiones, adquisiciones y proyectos conjuntos.

En este caso, la novedad llega desde West Point, Georgia, donde hay una planta de producción de la marca Kia que podría ser el lugar elegido para la fabricación del Apple Car.

Así es, según distintas fuentes consultadas por medios estadounidenses especializados, la estrategia de Hyundai-Kia es trabajar con Apple para la fabricación en los Estados Unidos de un coche con la marca de la manzana, eléctrico y autónomo.

Las compañías coreanas aportarían su experiencia en el ensamblaje de vehículos y Apple el software y el hardware que se instalarán en el interior.

Historia

El proyecto del “Apple Car” no es nuevo. Desde hace unos años la marca fabricante del iPhone estudia el producto que está programado, tentativamente, para entrar en producción en 2024.

La novedad es el apoyo del holding coreano conformado por Hyundai y Kia y la posibilidad de que se fabrique en los Estados Unidos.

Según CNBC, aún no se ha llegado a un acuerdo entre las compañías. El medio también dice que eventualmente Apple podría asociarse con otro fabricante de automóviles por separado.

Las acciones de Apple subieron más del 2,5 por ciento luego de la noticia de su desembarco concreto en el mundo de la movilidad.

Ventajas para todos

Una alianza entre Hyundai y Apple sería útil para ambas empresas. 

Cada compañía ve un beneficio único en trabajar con la otra para desarrollar un automóvil Apple.

Para Apple, la decisión de fabricar un automóvil abre el potencial para aprovechar un mercado mundial de automóviles y de movilidad valorado en 10 billones de dólares.

Según una investigación del Morgan Stanley, el potencial de ganancias de Apple en este segmento es asombroso.

De acuerdo con la consultora, los smartphones representan un mercado de 500 mil millones de dólares por año y la marca de la manzana tiene un tercio.

El mercado de la movilidad, en tanto, potencialmente será de 10 billones, por lo que Apple únicamente precisaría de una participación del dos o tres por ciento para tener el tamaño de su negocio con los iPhone. Un gran negocio.

La elección de Hyundai también tendría que ver con que la empresa coreana no generaría conflictos hacia el interior de los Estados Unidos si escogiere alguno de los fabricantes locales.

Tampoco es una compañía china, que sería vetada inmediatamente por el gobierno.

Para Hyundai, en tanto, trabajar con Apple es uno de los objetivos trazados por el reciente presidente de la empresa, Euisun Chung, que está al mando del fabricante desde finales de 2020.

Para Hyundai-Kia, la movilidad es el futuro de la empresa y una alianza con Apple sería clave para lograrlo.

Al conformar un trabajo conjunto con Palo Alto , Hyundai acelerará el desarrollo de sus propios planes de fabricar vehículos autónomos y eléctricos.

En la actualidad, Hyundai está asociado con Aptiv en una empresa conjunta que desarrolla tecnología de vehículos autónomos, incluidos los “robotaxis”.

¿Cómo será el Apple Car?

No está claro exactamente cómo lucirá el primer Apple Car, aunque quienes han visto el proyecto dicen que tendrá algunas características notables.

Por un lado, no estaría diseñado para tener un conductor y se lo proyectaría para estar enfocado en la última milla.

Esto podría significar que los automóviles de Apple, al menos al principio, podrían ser usados sólo para la entrega de paquetes.

Esto generaría una competencia directa con el gigante de los autos eléctricos, Tesla, que está implementando funciones de conducción autónoma para sus vehículos.

Elon Musk, CEO de Tesla, les dijo a sus inversionistas que apunta a crear robotaxis autónomos para mejorar la valoración de la compañía.

Tesla, Apple y una reunión que no fue

Ahora cobra relevancia una noticia de hace dos años: en 2018, Apple sumó a Doug Field, quien por esos días era vicepresidente de Ingeniería de Tesla. La idea (ahora se puede ver) fue desarrollar automóviles sin conductor.

Apple también ha contratado a muchos otros ex empleados de Tesla, como Michael Schwekutsch, ahora director de ingeniería del Grupo de Proyectos Especiales de la marca de la manzana y también exvicepresidente de ingeniería de Tesla.

Musk dijo que una vez intentó avanzar en negociaciones con la empresa de Palo Alto para la adquisición de su compañía de automóviles eléctricos, pero el director ejecutivo de Apple, Tim Cook, rechazó la invitación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here