(Tiempo de lectura: 3 min)

El empleo en los Estados Unidos se aceleró en mayo haciendo que la tasa de desempleo cayera fuertemente. A medida que la primera economía del mundo se recupera de la pandemia de origen chino, las empresas están aumentando de nuevo sus nóminas las cuales disminuyeron el año pasado a niveles récord.

Los puestos de trabajo crecieron en 559.000 el mes pasado, el doble de las vacantes cubiertas en abril (278.000). Según los datos del Departamento de Trabajo publicados el viernes, la tasa de desempleo retrocedió a 5,8%.

Los empleadores estadounidenses buscan alinear la contratación de mano de obra con la creciente demanda en los sectores de servicios e industrial.  Para atraer a más trabajadores muchas empresas han tenido que ofrecer salarios más altos.

Los datos positivos de mayo están apuntalados por el aumento de la vacunación masiva, la reapertura comercial de EE.UU y una mayor actividad social.

Mercado laboral se recupera aceleradamente

El desempleo actual de los EE.UU. se ubica en 7,6 millones de puestos de trabajo en comparación con la tasa de ocupación previa a la crisis pandémica. Conforme han venido aumentando las nóminas de las empresas, el mercado laboral estadounidense se recupera aceleradamente.

Aun es necesario que la economía se fortalezca más para llevar los niveles de ocupación a la misma tasa de principios del año pasado. Particularmente en el sector de los servicios como hostelería, restauración y ocio, los más afectados por la crisis sanitaria causada por el covid-19.

Millones de personas todavía están desempleadas. Sobre todo mujeres, que han tenido que permanecer en sus hogares, porque las escuelas aún no imparten clases presenciales a tiempo completo.

Del mismo modo, las ayudas del gobierno a las familias que quedaron desempleadas está influyendo en la incorporación de nueva mano de obra a las empresas. Mientras el paro esté subsidiado, muchos trabajadores prefieren trabajar por su cuenta y recibir el bono estatal antes que volver a sus empresas.

“Los trabajadores están ansiosos por trabajar”

Aunque el secretario de Trabajo, Marty Walsh, no cree que los beneficios mejorados de desempleo estén desalentando la búsqueda de empleo. En un comunicado, el funcionario argumentó que los trabajadores con los que ha hablado en realidad piensan otra cosa.

Enfatizó que “los trabajadores de todo Estados Unidos están ansiosos por trabajar”. Y agregó que el problema de los trabajadores son “los desafíos que enfrentan ellos y sus familias”. Entre ellos, “encontrar cuidado infantil asequible, cuidar a padres y abuelos ancianos”.

La terminación del programa de ayuda a los desempleados, conjuntamente con la reapertura total de las escuelas y el logro del objetivo de vacunar a la mayoría de la población, harán posible que el mercado laboral retorne a sus niveles normales.

Gobernadores republicanos ponen fin a los subsidios

Muchos consideran que el cobro semanal de 300 US$ ha contribuido a desalentar el empleo y limitar la contratación de nueva mano de obra. Los gobernadores republicanos que gobiernan en la mitad de los estados del país, están decidiendo acabar esta semana con este y otros programas de emergencia financiados con fondos federales.

El 40% de la fuerza laboral estadounidense está concentrada en estos 25 estados. En el resto de los estados del país gobernados por demócratas, los beneficios por desempleo se extenderán hasta septiembre. Los expertos en contratación laboral esperan que en las próximas semanas la crisis de trabajadores actual sea aliviada.

Quedan aún sectores de la población que se niegan a vacunarse y son portadores potenciales del virus. Por ello, el gobierno ha tenido que recurrir a diversos incentivos. Desde proporcionarles porros gratuitos hasta una ración de cervezas con tal de que se dejen vacunar.

Muchos trabajadores, sienten temor de regresar a sus trabajos habituales por miedo a contagiarse del virus. Aunque el plan de vacunación estadounidense está en capacidad de cubrir a toda la población y ha sido exitoso, convencer a todos los estadounidenses de  inmunizarse ha resultado complicado.

Recuperación irregular del empleo

Los analistas estiman que la recuperación del empleo seguirá, pero de forma irregular. Las familias deben resolver antes varios temas, entre ellos el cuidado de los niños. En algunos sectores económicos todavía hay escasez de oferta de empleo lo que dificulta la contratación.

Esta semana en EE.UU, cayeron los rendimientos de los bonos del Tesoro a largo plazo. Mientras tanto, las expectativas de inflación han caído también y el precio del dólar marca una tendencia a la baja. Así mismo, los futuros de las acciones de empresas estadounidenses están al alza.

Hay varias razones para el optimismo en los mercados sobre el desempeño de la actividad económica este año. El ritmo de crecimiento del empleo, junto con el déficit de mano de obra que mantienen algunas empresas y la opinión de las autoridades de la Reserva Federal sobre la temporalidad del crecimiento de los precios.

Crece la confianza de los inversores

En consecuencia, la confianza de los inversores sobre la política de dinero barato del banco central estadounidense sigue en aumento.

El martes el gobernador de la Fed, Lael Brainard, dijo que la institución se mantendrá firme en su “enfoque basado en resultados durante la reapertura transitoria (que) ayudará a garantizar que el impulso económico” necesario cuando “los vientos de cola actuales se conviertan en vientos en contra no se vea restringido por un endurecimiento prematuro de las condiciones financieras”.

Según el informe del Departamento del Trabajo, las nóminas en los restaurantes crecieron el mes pasado al sumar 186.000 nuevos empleos. Otros sectores que mostraron aumentos significativos fueron la educación y la atención de salud. El único sector que no termina de despegar es el de la construcción, donde el empleo cayó por segundo mes consecutivo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here