(Tiempo de lectura: 2 min)

En los albores de febrero, la Comisión Europea decidió restringir la salida de vacunas contra el Covid-19 producidas en la Unión Europea para asegurar dosis para su población.

Esta medida no había sido puesta en práctica, hasta ahora.

Este jueves, Italia, a instancias de Bruselas, se convirtió en el primer país de la región en echar mano a la disposición y bloqueó la salida a 250 mil dosis de la vacuna de la universidad de Oxford y la farmacéutica AstraZeneca.

Los medicamentos fueron producidos en el país peninsular y tenían como destino el otro lado del mundo: Australia.

La disposición tiene el respaldo de la Comisión Europea, de acuerdo con lo que informó el gobierno italiano.

Precisamente el laboratorio británico AstraZeneca la semana pasada anunció un retraso en el abastecimiento de vacunas en la Unión Europea. 

Dijo que no podía entregar más del 40 por ciento de los acordado en los primeros tres meses de 2021. Argumentó dificultades de producción.

Vacuna de Oxford y AstraZeneca

Inaceptable, dice Italia

El entonces líder italiano Giuseppe Conte había dicho en enero que las demoras en la entrega de las vacunas, tanto de parte de AstraZeneca como de su rival Pfizer, era “absolutamente inaceptables” y acusó a las compañías de violar los contratos firmados.

Al mismo tiempo, la UE ha sido criticada en el mundo por la lentitud del plan de vacunación, en comparación con otros países, como Estados Unidos, Japón o Israel, por ejemplo.

El bloqueo en el envío de las dosis hacia Australia había sido adelantado por el gobierno de Italia a la Comisión Europea los últimos días de febrero.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de ese país advirtió a Bruselas que había recibido la solicitud de autorización el 24 de febrero y que tenía la intención de frenarlo.

Además, indicó que había dejado exportar algunos pedidos previos, ya que incluían un número limitado de muestras para investigaciones científicas, pero que este último envío, de mucha mayor cantidad de dosis, no saldría.

Vacuna de astrazeneca

Guerra por las vacunas

Entre los argumentos, Roma dijo que Australia no está en la lista de países “vulnerables”, que hay una extrema escasez de vacunas en la Unión Europea y en Italia y que la cantidad de dosis era muy alta en comparación con la cantidad que está recibiendo Italia y el resto de las naciones de la UE.

Se trata de la primera prohibición con estas características en el nuevo esquema de la Unión Europa que le impide a los fabricantes de vacunas contra el coronavirus exportar sin solicitar autorizaciones de la nación en la que se producen las dosis.

En este caso, las plantas de AstraZeneca en Italia.

El flamante primer ministro de Italia, Mario Draghi, una figura conocida y muy influyente en Europa porque fue presidente del Banco Central Europeo, dijo en una conferencia que las reglas deben aplicarse rigurosamente.

Y se manifestó “indignado” por la reducción de dosis que anunció AstraZeneca para Europa.

La disposición de Italia, con el respaldo de la Comisión Europea, es claramente un intento de dejar en evidencia que harán todo lo posible por evitar que salgan vacunas fuera de la región hasta tanto no se haya inoculado a todos. 

Dejaron en claro también que se usarán todos los medios necesarios para lograrlo.

Cómo nació la pelea con AstraZeneca por las vacunas

El acuerdo entre la Unión Europea y el laboratorio AstraZeneca se firmó en agosto de 2020 y fue por 310 millones de dosis, con la alternativa de entregar al menos 95 millones a comienzos de 2021.

Sin embargo, la empresa de origen sueco y británico alertó sobre retrasos en la producción en las fábricas de los Países Bajos y de Bélgica.

Así, en lugar de enviar 90 millones de dosis a finales de marzo, ahora se espera que lleguen 40 millones.

Bruselas, con los contratos en las manos, acusó a la empresa de no cumplir, y le dijo que la empresa debería suplir las falencias con las fábricas que tiene en el Reino Unido.

El resultado derivó en los actuales controles a las exportaciones de dosis, los que comenzaron el 30 de enero.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here