El gobierno argentino dijo el viernes que intentará evitar los aranceles comerciales estadounidenses sobre el acero y el aluminio pidiendo una exención para sus escasas exportaciones.

Las exportaciones de Argentina a EE.UU. en los sectores son tan pequeñas que no tienen ningún efecto en el mercado, dijo la cancillería en un comunicado.

“Las exportaciones argentinas representan sólo el 0,6 por ciento del acero y el 2,3 por ciento del aluminio de todas las importaciones de EE.UU. en ambos sectores, por lo que Argentina no causa ni contribuye a las distorsiones que afectan a los mercados mundiales y a EE.UU.”, dijo el ministro.

Dijo que el gobierno trataría de entablar conversaciones con EE.UU.”con vistas a hacer una excepción sobre esos aranceles”.

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, puso en práctica el jueves los aranceles comerciales sobre el acero y el aluminio extranjeros, provocando temores de una guerra comercial.

La asociación de productores de acero de Argentina ha advertido que los aranceles podrían conducir a que los productos siderúrgicos de Asia sean desviados de los EE.UU. y arrojados al mercado latinoamericano.

Dos grandes productores argentinos de acero se verán afectados por los aranceles: la empresa de aluminio Aluar y Techint, que vende tubos sin soldadura a la industria petrolera estadounidense, pero tiene una fábrica en Houston, Texas.

Entre enero y noviembre del año pasado, el período más reciente para el que se dispone de cifras oficiales, Argentina vendió a Estados Unidos alrededor de 200 millones de dólares en tubos de acero y alrededor de 500 millones de dólares en aluminio.

PUBLICIDADBitcoin
Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here